Autor Mensaje

<  Yesterday Garou  ~  [Irak] La Larga Marcha. (Babydoll).

NotaPublicado: Lun Nov 20, 2017 5:00 pm
Avatar de UsuarioMensajes: 115Registrado: Lun Sep 04, 2017 3:42 pm
Los dedos de la mano de Kelly se entrelazaron con los de Alex, mirando a su lado aquella piedra con la misma fascinación con la que lo hacía la rubia. Era algo primario, algo más antiguo que ellas mismas, que sus Sires, que la propia Inquisición y quien sabía si no era también más antiguo que el Sabbat.

- No lo sé...- Quería tener respuestas para ella. Decirle lo que deseaba escuchar: que sabía qué hacer a continuación. Qué decir. A dónde ir. Cuál era el secreto que las había llevado. Pero no podía mentir a su hermana. No tenía ni idea de qué venía ahora.

- El Mano Negra es estúpido y, peor, no es un Creyente.- Zanjó, dando por no válidos cualquiera de los argumentos que él les hubiese dado.- No ha sabido reconocer a dos hermanas de la Espada de Caín y a nuestra sagrada misión.- Era verdad que no tenían un carnet, pero es que no había modo de que dos neonatas como ellas, que ni le vieron ofuscado, pudiesen saber de ese sitio y haber llegado como quien va de paseo.

- Además, él no lo sabe todo, Alex: nosotras lo vimos.- Hablaba con ella, pero sus pálidos ojos verdes reflejaban la piedra y la sangre que la recorría.- Vimos que hubo alguien que bebió de la piedra y vivió para contarlo. Puede que le hayan puesto a custodiar este sitio, pero o bien nos quería asustar, o bien no tiene ni idea de lo que está guardando realmente.- Ellas tampoco, pero no se las daban de otra cosa.



_________________
“Tolerance becomes a crime when applied to evil."

Car. 3
Apa. 2
Leve acento irlandés.
14 años. Pelirroja. Ojos verdes claros. 1.50m. Complexión delgada.
Desconectado Perfil
NotaPublicado: Mar Nov 21, 2017 10:47 am
Avatar de UsuarioMensajes: 201Registrado: Lun Sep 04, 2017 11:11 am
Alex cerró los dedos en torno a los de su hermana, sintiendo el frío reconfortante de su tacto. Asintió en silencio al principio a lo que exponía Kelly, escuchándola y conforme a pesar de no retirar la mirada hipnotizada de aquel reguero de sangre.

- Sí... lo hemos visto. ¡Joder, claro que sí! - ojos brillaban con fanatismo religioso. - Lo hemos visto, no importa lo que diga ese capullo. Él no sabe lo que nosotras sabemos. Hemos sido llamadas, y como siervas del Padre Oscuro debemos responder.

Dio un paso hacia delante, caminando hasta la sangrante superficie de piedra. El aroma de aquella sangre irresistible le inundó la nariz de tal manera que por dos segundos casi perdió la conciencia.

Sí. Aquel era su destino. El de ellas dos, no tenía duda alguna. Incluso si aquello las mataba, era exactamente lo que debía suceder.

Extendió las manos haciendo un cuenco con ellas para recoger la sagrada vitae. Miró un momento a Kelly, con aquella cara de muñeca rubia sonriendo llena de determinación.

- ¡Honor al Padre Oscuro! ¡Gloria a la Espada de Caín!

Gritó con fuerza, como si de un grito de guerra se tratara o de una oración religiosa, y se llevó las manos al rostro para beber de la sangre.



_________________
"¡Oh, pero si es una preciosidad! Qué regalo tan hermoso. Es tan romántico que aún haya gente que sepa agradar a una chica como yo... Habría sido una lástima tener que arrancarte la puta cabeza".

Carisma 3 Apariencia 3
Devil´s Children Biker Queen. Baby of Mayhem.
Descripción:

Oculto:
27 años, 1´80 m., complexión delgada. Melena dorada, cara de niña buena de ojos alegres color miel. Sonríe mucho y ríe más. Chupa de cuero con parches en la espalda donde se lee "Devil´s Children, Florida. MC"; y otro en el bolsillo delantero derecho que reza "Baby of Mayhem". Resto de ropa a juego con su look de banda motera, sin ahorrar en cadenas y cuero. Fuerte contraste entre su aspecto físico y su forma de vestir. Su Street Glide la acompaña a donde quiera que vaya.

Imagen
Desconectado Perfil
NotaPublicado: Mar Nov 21, 2017 7:00 pm
Avatar de UsuarioMensajes: 115Registrado: Lun Sep 04, 2017 3:42 pm
Caminaron con una sincronía de la que no eran conscientes. Como si en el preciso momento en que decidieron beber de la sangre de aquella piedra, ambas hubieran sentido que era el momento de dar aquel paso final. Kelly llegó junto a su hermana a la piedra, sin soltar su mano hasta el momento en que ambas formaron un cuenco con las mismas bajo el reguero de sangre carmesí y tomaron en ellas la sangre.

- ¡Muerte a los enemigos del Padre Oscuro! ¡Qué se haga su voluntad!- Gritó con fuerza, aunque debido a la joven edad que tenía cuando la Abrazaron, no sonaba ni la mitad de impactante que la voz de la rubia.

Después de decirlo bebió junto a su hermana.



_________________
“Tolerance becomes a crime when applied to evil."

Car. 3
Apa. 2
Leve acento irlandés.
14 años. Pelirroja. Ojos verdes claros. 1.50m. Complexión delgada.
Desconectado Perfil
NotaPublicado: Mar Nov 21, 2017 7:07 pm
Avatar de UsuarioMensajes: 17835Registrado: Lun Jul 25, 2011 8:06 pm
Cuando la sangre tocó sus lenguas, ambas lo sintieron: tal y como se adelantaban en aquel sueño que tuvieran, era la más dulce, la más sabrosa y la mejor que había probado jamás. Sabía dulce como la miel y les provocaba una sensación de saciedad sólo con una gota. Aunque deseaban un poco más. Pudieron beber hasta saciarse y, entonces, cuando por fin sentían que estaban repletas con aquella sangre, lo vieron.

De sus ojos se desdibujó el paisaje montañoso, la luna plateada y la roca sangrante. De pronto se veían de nuevo como testigos de algo. Estaban de pie frente a un trono de piedra majestuoso e imponente. Allí, una figura en la sombra observaba todo como señor del lugar. A su lado, una mujer de tal belleza que no pudieron contemplarla demasiado tiempo, sostenía la mano del hombre del trono y miraba a su vez con una sonrisa de satisfacción.

El escenario cambió nuevamente. Aquella mujer de rostro perfecto y silueta imposible, hablaba con otra figura oscurecida, pero esta vez femenina. La otra entidad hembra no la llegaban a percibir con claridad, tan sólo veían su cabello oscuro y su piel morena. Iba desnuda y les transmitía una sensación que no podía ser otra cosa que miedo. Sabían que había algo retorcido en ella. Oscuro como su pelo. No escuchaban sus palabras pues era en un idioma tan antiguo como ignoto. Ambas parecían haber llegado a un acuerdo, pues las dos asintieron conformes, y de nuevo vieron la sonrisa en la mujer maravillosa, solo que en aquel caso tenía un evidente punto de malicia.

Volvieron a ver el trono, pero ahora estaban junto al hombre, aunque tampoco eran capaces de verle. Éste hablaba con alguien a su lado, otro varón de aspecto casi anciano. En aquella ocasión, miraban lo que él mismo veía. La mujer hermosa como el amanecer, hablaba con alguien a quien comprendieron que llamaba “hermano”. Sonreía amistosamente y, de pronto, su rostro se impregnó de ira y dio un grito furioso. No necesitaban hablar aquel lenguaje para saber lo que había dicho: había proclamado el comienzo de un ataque. Decenas de seres se movían a la velocidad del pensamiento y se lazaron contra el hombre del trono y contra aquel a quien la mujer llamó hermano. De los dos, tan solo el del trono logró salvarse viendo como, no muy lejos de allí, otro hombre que debía ser querido para él, caía bajo el ataque.

De los atacantes, que también sufrieron numerosas bajas, pudieron ver huir a trece y a la mujer hermosa. Tras ellos quedaba una ciudad devastada, con ruinas imposibles de devolver a su anterior estado y con el hombre de rodillas en el suelo, llorando lágrimas de sangre a los pies de su propio torno.

Ambas vampiras regresaron al momento actual. Se vieron a sí mismas en la última posición en la que había contemplado a la figura del hombre cuyo rostro nunca conocerían. Lloraban como él había llorado. Desconsoladas. Tristes más allá de toda explicación que las palabras pudieran abarcar. La pena era infinita. También el deseo de venganza contra los que causaron aquel desastre. Sabían que tenían una misión que el Sabbat ya había abrazado hacía tiempo, pero que se acababa de reforzar en sus corazones… Y que venía de la mano de muchos y poderosos enemigos.

- ¿Qué ocurre?- Ambas sintieron unas manos fuertes en sus hombros y oyeron la voz familiar de un hermano Inquisidor. Era Nasim quien les hablaba. Para cuando pudieron volver en sí, vieron que estaban no muy lejos de dónde se habían separado de él.

Oculto:
FdJ: Y un mp de regalo. :lol:



_________________
El gato (Navideño) de las reglas.
Desconectado Perfil

Mostrar mensajes previos:  Ordenar por:

Todos los horarios son UTC
Página 3 de 3
54 mensajes
Ir a página Anterior  1, 2, 3
Usuarios navegando por este Foro: No hay usuarios registrados visitando el Foro y 1 invitado
Buscar:
Nuevo tema  Responder al tema
Saltar a:  
No puede abrir nuevos temas en este Foro
No puede responder a temas en este Foro
No puede editar sus mensajes en este Foro
No puede borrar sus mensajes en este Foro